Médicos Posgradistas presentaron ante la Comisión de Salud sus preocupaciones

10

La Comisión del Derecho a la salud recibió a Santiago Zúñiga y Catalina Espina, representes de la Sociedad de Médicos Posgradistas del país. En la mesa legislativa solicitaron se les reconozca la seguridad social y un incentivo económico por el trabajo asistencial que realizan dentro del sistema nacional de salud, en su formación profesional.

Santiago Zúñiga, aseguró que más de mil residentes de posgrado no tienen seguridad social ni una ley que los ampare en temas legales. “Si nos involucramos en un evento legal, en ese momento para el Estado sí somos un profesional, pero para el tiempo de práctica somos estudiantes”, subrayó el galeno, al indicar que el Estado los obliga a que durante cuatro años sean como fantasmas, que se mueven en las instituciones de salud.

“Somos profesionales de la salud en formación, no somos estudiantes de colegio, somos personas que estamos en contacto con la muerte y con la vida a diario; somos quienes estamos a cargo de la salud de sus hijos y familiares, con una carga laboral de más de 120 horas y es penoso que nadie lo reconozca”, señaló.

Por su parte, Catalina Espina, posgradista, argumentó que se atenta contra los derechos constitucionales, como el contemplado en el artículo 66, numeral 17, que establece que nadie será obligado a ejercer un trabajo gratuito y forzoso. Asimismo, el artículo 33 de la Carta Magna que determina que el trabajo es un derecho y no un deber social, y un derecho económico, fuente de realización personal y base de la economía. “El Estado garantizará a las personas trabajadoras el pleno respeto a su dignidad, una vida decorosa, remuneraciones y retribuciones justas y el desempeño de un trabajo saludable y libremente escogido o aceptado, así como normas internacionales que establecen que nadie estará sometido a esclavitud ni a servidumbre”, respaldó.

Solicitó que se los reconozca como trabajadores de la salud, en toda la extensión de la palabra, toda vez que acreditan un título de tercer nivel, al recordar que una beca es un reconocimiento a la excelencia académica, a la cual no se oponen, pero que no es sinónimo de remuneración por un trabajo.

El legislador y vicepresidente de la Comisión de Salud, Jorge Yunda, mencionó que mucho de los médicos graduados, que están optando por una especialización deben vender terrenos y hacer créditos muy cuantiosos, arriesgando su patrimonio, mientras quienes no pueden financiarse al no ser remunerados abandonan sus carrera. A su parecer, el Estado debe fomentar que estos profesionales se preparen y especialicen.

Es un tema de explotación al que, muchas veces no se les provee ni de alimentación; en donde en ocasiones cumplen hasta 200 horas semanales, sin seguro social, sin remuneración y, para colmo, con responsabilidades penales”, ratificó.

La mesa legislativa manifestó que no pueden ampliar el presupuesto, es una facultad que le corresponde al Ejecutivo.

…Redacción

Compartir
In this article