La familia del Dr. López no puede soportar el dolor de la injusticia ni resignarse al proceso de encarcelamiento

Dra. Herdoiza, esposa del Dr. López: En el caso Mazoyer se ha buscado la culpa del servicio médico

1078

Detrás del caso Mazoyer hay un médico, el Dr. López, y detrás de él una familia que no puede soportar el dolor de la injusticia ni resignarse a un proceso de encarcelamiento que les marcará para siempre. La familia del Sr. López tiene una presión muy alta y reducidas posibilidades de superar con éxito el problema. La Dra. Herdoiza es la mujer del Dr. López y ha atendido a InfoSanitaria para explicar su situación a los médicos de Ecuador.

¿Ha ganado la presión política a la justicia en el caso Mazoyer?
En el caso Mazoyer lamentablemente no se ha trabajado sólo desde el ámbito de la justicia, sino que han existido varios tipos de presiones externas. Es comprensible que ante el fallecimiento de un persona, sobre todo de un familiar cercano, haya mucho dolor y necesidad de buscar eventualmente si hay alguna culpa del servicio médico para que pueda ser sancionado. La demanda no fue por mala práctica médica, sino porque dijeron que la clínica y el médico que atendió a la Srta. Mazoyer se negaron a atender a la paciente por faltarle alguna garantía de pago.

En el caso del médico, que no fue demandado por mala práctica como digo, acudió a los cinco minutos de ser llamado, el único médico que acudió, atendió por más de 5 horas, de las cuales estuvo en quirófano 4,5, y por tanto no puede decirse que hay una negación de atención. Existen pruebas audiovisuales, registro de historia clínica y los testimonios directos de todas las personas que estuvieron esa noche. Pero lamentablemente parece que sí, parece que las presiones externas fueron más fuertes en la decisión final de los jueces.

¿Puede un médico trabajar en Ecuador sin seguridad jurídica?
Ningún médico puede trabajar en Ecuador o en cualquier otro país sin seguridad jurídica. Es importante que pueda estar organizado el sistema de protección a la salud de las personas, pero otra de las principales seguridades que son necesarias es la jurídica. Lamentablemente en Ecuador se ha roto la confianza médico-paciente y esto es grave porque la acción del médico es fundamentalmente de servir, de apoyar, de tratar de sanar… inclusive tratar de salvar las vidas.

Es un tema bastante delicado, pero que está sujeto a la sensibilidad de estar enfrentando todo el momento a la vida y a la muerte. Entonces, bajo estas premisas, el hecho de que haya esta confrontación en un ámbito jurídico que no está suficientemente desarrollado, no hay conocimiento técnico, no hay preparación de peritos, no hay formación del sistema judicial ecuatoriano para poder entender cómo la ciencia médica es una ciencia muy delicada y que está sujeta a aspectos probabilísticos, y la salud, la vida y la muerte no están necesariamente en las manos de los médicos en su totalidad. Entonces es muy difícil ejercer la medicina cuando la sociedad, los familiares o las personas allegadas a los pacientes, o que mueren o que tienen algún tipo de complicación quieren encontrar en el médico un chivo expiatorio para el dolor que pueden sentir en ocasiones.

¿Qué puede esperar su familia del gremio médico?
La familia ha recibido ya todo el respaldo, no solamente afectivo sino principalmente técnico. Cuando surgió este problema el gremio y las Sociedades Científicas también estudiaron el caso en profundidad, analizaron cada una de las situaciones, inclusive médicas, aunque la demanda no era de mala práctica como he dicho, sin embargo la realizaron en profundidad antes de pronunciarse en el respaldo total al Dr Carlos López.

Efectivamente, esto ha sido muy importante porque la coherencia ética y técnica de mi esposo ha logrado que haya un respaldo absoluto a nivel local y a nivel nacional también. Hasta el momento, el respaldo es más bien de apoyo moral, sin embargo el escenario es un escenario político complejo donde el momento donde hemos llegado ya de tasación a últimas instancias hay una condena de un año de prisión y una multa. Es bastante doloroso ver que, pese al pedido del gremio médico de que no se meta en la cárcel a un inocente, no hemos encontrado todavía en el sistema de justicia los caminos para que se analice el caso de una manera técnica, tanto en lo jurídico como en lo técnico.

Personalmente, ¿les queda alguna acción por realizar?
Sí, hay dos acciones que han sido realizadas. Bueno, en realidad después de la acusación, también se pidió a la Corte Constitucional un recurso extraordinario porque había muchas violaciones al derecho constitucional en el proceso. Una de ellas es que siempre se partió de una presunción de culpabilidad y no se partió nunca de una presunción de inocencia. Es como que en los últimos siete años, cada vez que iban pasando las instancias, era una cuestión juzgada. Lamentablemente, la Corte Constitucional no dio paso a este proceso y es un escenario menos que tenemos.

Las otras dos son la demanda de juicio de revisión que hemos interpuesto que ha sido aceptada. Estamos esperando que se lo entreguen al Tribunal y que se pueda realizar esa audiencia. Fundamentalmente en la revisión lo que se busca es que la inocencia de Carlos pueda ser comprobada a través de la razón por la que él fue demandado que es negarse a atender a una paciente en estado de emergencia o que las pruebas directas que no fueron tomadas en cuenta puedan ser revisadas. Esta es una instancia que se va a hacer a nivel nacional. También a nivel internacional, después de que el fallo de la Corte Constitucional que inadmitió la medida de protección, vamos a llegar a la CIDH (La Comisión Interamericana de Derechos Humanos) por la violación de derechos humanos. Estamos preparando ya el recurso para la CIDH y vamos a seguir en estos dos procesos. Más o menos creemos que el juicio de revisión podrá durar por lo menos medio año más. Nos han dicho que normalmente los tiempos son de 6 meses a 3 años, entonces ahí estaríamos pensando en que seguramente, y lamentablemente, la sentencia de Carlos estará ejecutada y en algún momento podría ir a la cárcel, aunque sea declarado inocente. Lo de los derechos humanos internacionales también es un proceso largo.

Ante esa perspectiva, igual los colectivos de médicos, no solamente de la Federación ni de los Colegios de Médicos y de las Sociedades Científicas, sino inclusive compañeros de la promoción de Carlos y de otras promociones están llevando adelante una iniciativa para pedirle a la Asamblea Nacional una amnistía. La amnistía que declara inocencia absoluta necesita una mayoría absoluta en la Asamblea. Evidentemente entendemos que esto también es un tema político complejo, máxime cuando el país va a estar en los próximos meses vinculado con las elecciones.

¿Puede el Colegio de Médicos de Pichincha interceder de alguna manera por el Dr. López?
Yo creo que sí, en dos sentidos. El primero en que deben mantener una vigilancia y de hecho ya pidió en las instancias de Administración de Justicia que haya un seguimiento muy detallado y minucioso, en el que se cumpla el debido proceso en estas últimas iniciativas que quedan aun, cosa que no ha sucedido en el pasado. Esa presencia del Colegio de Médicos sí nos da esperanza de que efectivamente las instancias de Administración de Justicia en el Ecuador van a actuar de manera adecuada.

Lo otro que también es posible con el Colegio Médico es su participación acompañando a Carlos en todo lo que estamos viviendo, y lo que toca todavía para los siguientes meses, esté siempre con el acompañamiento de ellos, puesto que la verdad es que este caso dejó de ser un caso individual porque si bien nos ha afectado personalmente y familiarmente de manera muy grande en varios campos, al final del día también es un precedente nefasto para toda la práctica médica, porque un médico que acuda a emergencias, más aun si es una persona que está gravemente herida como era el caso de la señorita Mazoyer, con afección en sus dos pulmones, el corazón, el hígado estallado o una bala que se alojó en el recto, es decir, una circunstancia que hizo muchísimo daño en su organismo, para cualquier otro médico en cualquier otra circunstancia de emergencia, sobre todo si es grave como digo, va a ser bastante peligroso el poder acudir. En ese sentido, creo que el Colegio Médico y la Federación Médica están entendiendo que la defensa de Carlos no es solamente al individuo, sino a toda la práctica médica.
..Redacción

Compartir
In this article